Todas las webs son buenas para vender

Es un error diferenciar entre webs informativas (donde sólo se muestran los servicios que se ofrecen) y webs con comercio electrónico.  Cualquier web, puede tener una pequeña parte dedicada a la venta directa de un producto o servicio. No es necesario que sea todo un complicado sistema con carro de la compra, bastará con algo sencillo para dar al visitante lo que busca:

  • Puede ser un PDF con información valiosa para el visitante, a modo de guía, manual o curso.
  • La contratación directa de un servicio bien definido como una hora de asesoría.
  • Un pequeño pago para suscribirse a un boletín interesante.

Los tiempos de webs meramente presenciales están quedando atrás. Con suerte también terminarán de morir esas webs hechas con flash y animaciones con música.

Mejor webs útiles para todos.

Si crees que tu web necesita un cambio de cara, te gustaría añadir venta pero no sabes cómo o cualquier otro tema, solicita tu presupuesto más arriba.