Hoy quiero contarte tres historias diferentes sobre las que he estado reflexionando esta semana. Son sobre tres sectores que en principio no tienen nada en común, el mercado del hosting, las telecomunicaciones ADSL y la recogida de basura.

La primera historia empieza el lunes, y tiene que ver con la ADSL que tenemos contratada en la oficina con Jazztel. Aunque en la factura pone hasta 20 Megas solemos recibir unos 13. Bien, entiendo los límites de la tecnología ADSL y demás, pero también es cierto, que cuando quieren, es decir, cuando hay competencia como es el caso de las provincias en las que está Ono, sí consiguen dar la velocidad facturada.

Empezamos a notar cortes y bajadas de velocidad considerables; a veces a 3M, otros a 7 y algunos a 0,256, es decir, un poco más que los antiguos modems ¿te acuerdas de ellos?

Llamo al servicio de atención, y tras hablar con varios Argentinos y hacer las comprobaciones típicas y sin sentido :

– ¿de qué color es la luz del router?…
– apague y encienda de nuevo…
– ¿qué windows utiliza? No utilizamos windows. Bien (contesta) dele al botón de Inicio ¿?

Sin alargarme mucho más, diré que tras una segunda llamada, pues la primera se cortó, pudimos poner una reclamación para que pasara un técnico.

El técnico llegó al siguiente día, cambió el router y todo seguía igual pues estaba claro que el problema era de fuera (para los más técnicos, no sincronizaba bien). El técnico fue bastante maleducado y cutre. En un momento dado, hizo un intento de consultar su correo en gmail, a lo que tuve que invitarle a que se fuera a un ciber. Y se fue, pasando el parte a Tesa (subcontrata de Telefónica).

Al día siguiente (y van 2), todo se arregló por arte de magia, y nos llamaron para confirmar que era un problema de una mala conexión en el exterior.

En Internet hay cientos de historias como esta, muchas con finales y complicaciones más rocambolescas si cabe, gente sin servicio por meses, sin posible solución, etc.

¿Cómo es posible que tengamos tan mal servicio en España?

Hoy surge una noticia de la CMT donde sube el precio del ADSL a los revendedores como Jazztel, eso, seguramente, hará que suba todavía más el ADSL más caro de Europa. En su nota de prensa dice:

La CMT reestructura la oferta de precios mayoristas regulados para prestar servicios de banda ancha

No dice sube aunque cuando lo baja, sí dice:

La CMT rebaja un 14% el precio mayorista del ADSL

Mientras tanto, en Estados Unidos, Google anuncia que regalará conexión gratuita por fibra a 5 Megas y 1 de subida. Además, la velocidad de la conexión de pago será de 1G, es decir 1024 Megas, 1001 Mega más de lo que tenemos aquí.

Algo falla en el mercado regulatorio español. Mucho falla.

Me alegro que nuestros servidores no esten aquí sino en Alemania.

Otra noticia salida esta semana al respecto dice que Telefónica desplegará la mayor red Wifi de Europa. ¡Qué bien no! ¿En qué ciudad será eso? me preguntaba.

¡En Londres!

Telefónica desplegará en Reino Unido la mayor zona WiFi gratuita de Europa

Siendo el operador principal, histórico, ex-monopolio de España, hace su mayor despliegue en el Reino Unido, donde opera con la marca 02 y ofrece mayores velocidades que aquí.

Y ésta es la primera parte de la historia, contamos con un mercado de oligopolio, sin mucha oferta, donde las pocas empresas que hay ofrecen servicios similares, con precios calcados, y con una pésima calidad. Por si fuera poco, caro en cuanto al precio por Mega y de una necesidad comparable a la electricidad o el agua.

O la basura!

La segunda historia, es sobre el aumento de la tasa de recogidas de basuras. De unos 50€ el año pasado, a 108€ este. Más del doble.

El servicio sigue siendo el mismo, dejas la basura por la noche, pasan unos señores con un camión y por la mañana ya no está. El coste de realizar el trabajo no creo que haya subido mucho. Los sueldos de los trabajadores es posible que hayan bajado, posiblemente hayan despedido a personal y ahora las rutas sean más largas, o más horas. Lo desconozco por completo, pero en cualquier caso no creo que el coste sea el doble en sólo un año. La gasolina sube pero no tanto.

La razón, seguramente sea otra. El ayuntamiento necesita dinero para pagar otras cosas que poco tendrán que ver con la basura en sí, puede que la construcción del autobús que une la Universidad con la playa, totalmente innecesario, o cualquier otra obra faraónica de las que tenemos por la provincia de Castellón.

El efecto es que la basura paga otras cosas que no tienen que ver.

Doblar precios, y seguir teniendo los mismos o incluso más clientes ¿a qué empresa no le gustaría eso? pero ¿qué empresa puede hacer eso? ninguna. Sólo un monopolio como lo es la recogida de basuras.


La tercera historia
, tiene que ver con lo que hacemos, hosting, con nuestro sector y las inversiones millonarias que hacen falta para poner en marcha la magia de Internet.

Los servidores son la base, las máquinas donde todo se procesa, calcula, transmite. Las redes, las arterias; los centros de intercambio de datos son los trasvases, de un país a otro, de un continente a otro, ¡por satélite! cables submarinos que cruzan océanos; zanjas que se levantan en la calle y cables que serpentean por nuestras paredes hasta llegar a la caja donde conectamos el teclado.

¿Parece caro verdad? Sin duda, mucho más que un camión y 2 o 3 personas recogiendo cubos de basura. O una empresa como Jazztel que revende servicios de Telefónica.

Y entonces, la pregunta que me ronda toda la semana es:

¿Por qué el hosting es tan barato?

Estamos hablando de que algo tan sumamente importante como un dominio, cuesta sólo 9€ al año. Compara:

– Que te recojan la basura, 108€/año
– El dominio de tu empresa, 9€/año

¿Qué sucede? No parece muy lógico no. Y sin embargo, sí lo es.

  • La recogida de basuras es un monopolio.
  • Las telecomunicaciones son un oligopolio.
  • El hosting es un mercado libre.

Cualquier persona con ganas y conocimientos, puede entrar en el sector del hosting. La barrera de entrada en muy baja, unos 100€ por un servidor básico o incluso menos con un entorno virtual. Revender dominios también es posible sin inversión.

Es por eso que los precios en hosting y dominios no hacen más que bajar y bajar, hasta llegar a ser completamente ilógico en algunos casos.

Hablo de empresas que venden ¡a pérdidas! con la esperanza en que dentro de 2,3 años el cliente les de algún beneficio. Mantienen infraestructuras gigantescas viviendo a crédito y tirando la bola para adelante… seguro que te suena esa situación ¿no?

En septiembre hará 10 años que empezamos con Honesting, como una propuesta diferente a lo que había por aquel entonces en España. Todavía hoy, hay lugar para un servicio Honesto.

Y me alegro. Gracias por confiar tus proyectos con nosotros.

Nos gustaría conocer tu opinión sobre lo comentado en este artículo.